Redacción/NOTICARIBE PENINSULAR

CANCÚN.- La desaparición del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) deja en la incertidumbre el mantenimiento de la zona hotelera de Cancún, que requiere de calles, alumbrado, servicios y jardinería de primer nivel, afirmó Toni Cháves, presidente del Consejo Hotelero del Caribe Mexicano, quien señaló que este tipo de acciones unilaterales muestran la importancia de contar con verdadera representación ante los órganos legislativos.

En entrevista, el líder del sector recordó que desde su fundación, hace ya cinco décadas, la Zona Hotelera de Cancún ha estado al cuidado de Fonatur, instancia que no solo cuidaba de que el famoso bulevar Kukulcán no tuviera baches y que todas las luminarias funcionaran, sino que cuidaba de la imagen pública, al no permitir, por ejemplo, la instalación de espectaculares en esta zona.

Te puede interesar: ADVIERTE ALMAGUER: “No dejaremos la zona hotelera en manos de un político”

Ahora, todo indica que la Zona Hotelera quedará pronto en manos del municipio, que carece de suficientes recursos para dedicarle el cuidado especial que este icónico espacio requiere.

Para Toni Cháves, la decisión de desaparecer a Fonatur, tomada sin consultar al sector turístico, que resultaba el más afectado, es una muestra de las distintas “ocurrencias” de legisladores y funcionarios de gobierno, mismas que tienen consecuencias muy serias que todos terminan pagando.

En estos últimos años, se han visto varios ejemplos de iniciativas presentadas y hasta aprobadas sin que se consulte al sector, pese a que se tratan de temas especializados y que se toca la fuente de ingresos y de empleo de cientos de miles de personas.

Por ello, añadió, es importante poder contar con quienes efectivamente puedan representar a este importante sector productivo, no para criticar o evidenciar, sino para apoyar en este tipo de decisiones “y decir lo que desde un escritorio de gobierno no se ve”.

“Ser empresario es un tema muy serio, es un sector de mucha responsabilidad, pese a lo cual recibe muchísimas críticas sin bases. En Quintana Roo, el sector hotelero da empleo a 300 mil familias de forma directa, a lo que debe añadirse todos los empleos indirectos, por proveeduría, por derrama económica; hay un sinfín de empresas que viven alrededor de esta actividad”, afirmó el también presidente de la Asociación de Hoteles de la Riviera Maya.

Por fortuna, acotó, existe una relación de trabajo muy estrecha con el ejecutivo estatal, ya sea con la gobernadora Mara Lezama; con el secretario de Turismo, Bernardo Cueto, y con varios otros integrantes del gabinete estatal. Esto no se da a nivel legislativo, donde confesó que este sector no se siente representado.

“Hay quienes han sabido dialogar, pero no tenemos a alguien que sepa cómo se mueve este sector y que entienda su importancia en la economía y en la generación de empleos”, aseveró.

A pregunta expresa, el líder empresarial coincidió que sería positivo y hasta necesario que integrantes del ámbito empresarial buscaran representar al sector en el Senado o Cámara de Diputados, aunque aclaró que él no se considera preparado para ello.

“No es un tema de comodidad, sino de responsabilidad; necesitan a quien sepa representar los intereses de todos”, concluyó.

By Admin

Related Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *